Domingo, 17 Diciembre 2017

Domingo Mundial de las Misiones

Written by  Ma. Esther de Ariño Published in Iglesia Jueves, 20 Octubre 2016 10:08
Rate this item
(0 votes)

Año tras año, el penúltimo domingo de octubre se celebra el Domingo Mundial de las Misiones.

La evangelización es un reto y al mismo tiempo el profundo anhelo de las almas consagradas a esa misión tan necesaria. Sabemos la urgencia que tenemos y, digo tenemos, porque todos los que pertenecemos a la Iglesia Católica formamos un mismo cuerpo: Somos Iglesia. Por lo tanto nos apremia el envío de misioneros a lugares remotos para transmitir y salvaguardar la fe que peligra por falta de sacerdotes y maniobras sectarias.

En este día dediquémosle un pensamiento a esos hombres jóvenes, algunos ya no tanto, audaces y llenos de fe, que, alejándose de sus patrias, de sus seres queridos, de sus vidas cómodas y seguras, se pierden para su mundo, para su entorno por muchos años, quizá para siempre, y consumen sus vidas en territorios hostiles donde en muchas ocasiones son perseguidos, martirizados y derraman su sangre por esos hermanos a los que quieren enseñar a amar a Dios.

Ésa es su misión, la nuestra la sabemos muy bien, apoyarlos con nuestras oraciones, sacrificios y generosa ayuda económica.

Oremos mucho por ellos y no tengamos reparo en ser generosos con un donativo que tanto necesitan, sabiendo que nunca le ganaremos a Dios en esplendidez, ya que ÉL nos prometió darnos el ciento por uno.

La misión de la Iglesia es testimoniar el amor de Dios por todos los seres humanos, es la fuerza del Evangelio que rompe el odio y la violencia, el egoísmo y la indiferencia. La misión de salvación es universal. Es el cometido de todo el pueblo de Dios, de todos sus fieles. Debe constituir la pasión de cada cristiano.

Sintámonos entusiastas de esta gran obra: llevar la palabra de Dios y el conocimiento de Cristo a todo el orbe, pues forma parte de las obligaciones de todo bautizado. Nadie en el momento presente puede dejar su apostolado de misionero. La misión de ser apóstol de Cristo es el fundamento de la vida de un buen cristiano.

Y este domingo especial, dedicado a las Misiones en todo el mundo, seamos generosos pues estoy segura que nuestro corazón se alegrará por haber contribuido a esa causa tan grande, tan abnegada y de tanto valor a los ojos de Dios y de los hombres.

Read 472 times Last modified on Martes, 18 Octubre 2016 10:27